Hechos: Lo que hizo y dijo Jesús

Decía G. K. Chesterton que no es que el cristianismo haya fracasado después de 2000 años, es que todavía no ha sido puesto en práctica. Y esa es la realidad. Recordaréis cuando erais niños y os regalaban juguetes en esas cajas maravillosas... El escritor madrileño Álvaro Pombo comparaba el cristianismo con esas cajas. Con esas maquetas que un recibía de niño y que parecen esplendorosos cuando están fotografiados en el exterior de la caja. Cuando se abren las cajas lo que se ve es una multitud de piezas y ensamblajes pero ningún barco como el de la portada. Muchos pueden tener un concepto muy elevado de lo que es el cristianismo pero lo relevante es qué significa eso en la práctica. Lucas intenta eso precisamente en este libro que escribe a Teófilo. Lucas había estudiado y tenía una mentalidad griega. No sabemos mucho de él aunque se cree que había sido médico y que era ajeno a la cultura judía. Le escribe a este personaje llamado Teófilo dos libros en realidad, el Evangelio de Lucas y el Libro de los Hechos. Los dos están unidos y son tan extensos que juntos comprenden casi una cuarta parte del Nuevo Testamento. El corazón mismo del cristianismo está contenido en ellos. En el pasado hemos tratado el Evangelio de Lucas y han quedado unas grabaciones pero como ha pasado tanto tiempo vamos ahora a recuperar la segunda parte que es el Libro de los Hechos. No sabemos bien quién era Teófilo pero si sabemos la intención que tenía al escribir el libro. Entonces como ahora se habla y discute mucho sobre el cristianismo olvidándose de lo más básico, que es explicarlo. Lucas se propone precisamente eso, explicarlo en primer lugar en relación a la historia, en segundo lugar en relación a las críticas que recibía y en tercer lugar, por supuesto, en relación a si mismo.

SUBSCRIPCIÓN




Todas las series de podcasts disponibles para escuchar y descargar