Relaciones: No hay lugares especiales, sino personas especiales

No sé si habéis tenido la experiencia de volver a un sitio que ha sido importante en vuestra vida. A un lugar donde tal vez algo ha ocurrido que ha marcado vuestra existencia para siempre. Y al regresar a ese sitio uno tiene la extraña impresión de que el lugar puede ser más o menos reconocible a pesar de los cambios que han ocurrido con el tiempo pero no es que solamente falte algo, es que todo parece distinto, todo parece diferente. ¿Sabéis por qué? Porque no hay lugares especiales, hay personas especiales. Lo que hace diferente y distinto, cada sitio, cada momento de nuestra vida tiene que ver con la realidad personalmente. Y finalmente cuando contemplamos este Universo, el mundo en el que estamos inmersos no hay finalmente más que dos alternativas: o es un Universo impersonal, o refleja esa realidad personal que encontramos aquí en la palabra de Dios.

SUBSCRIPCIÓN




Todas las series de podcasts disponibles para escuchar y descargar